Ocultar

Jugos: La Clave Para Una Salud Radiante

Recetas Saludables

¡Obtenga su copia GRATUITA y también recibirá una suscripción GRATIS a nuestro Boletín de Salud Natural!

  • alimentos saludables

Receta de Omelet de Huevo, Calabacita y Champiñones

Fecha Publicada: 25 de mayo , 2016 | 39,296 vistas

Receta de Omelet de Huevo, Calabacita y Champiñones

Si disfruta del desayuno, entonces dele a su familia un buen comienzo a su día con esta receta de omelet baja en calorías pero rica en fibra, que puede combinarse con una fruta fresca o proteína orgánica. ¡Seguramente estarán agradecidos por este impulso de energía!

¿Sabía Que…?
  • La calabacita es un vegetal verde que se parece al pepino, es bajo en calorías pero está lleno de sabores, nutrientes y antioxidantes
  • Los champiñones vienen en varias formas y tamaños, pero todos contienen minerales y nutrientes diferentes y también pueden prepararse en muchas formas diferentes
  • Los huevos de granja, orgánicos son producidos por gallinas que tienen acceso al aire libre y consumen una alimentación natural a base de semillas, plantas y gusanos
  • Además de ofrecer numerosos beneficios para ayudar a mejorar las funciones corporales, el aceite de coco contiene ácido láurico, que puede acabar con los tipos de virus recubiertos de lípidos como el VIH, el herpes y el sarampión, por mencionar algunos

Ingredientes:

Para el omelet

  • 2 huevos orgánicos de gallinas camperas
  • 1 cucharada de agua
  • 1/8 cucharadita de sal de mar
  • 1 cucharada de aceite de coco
  • 1/8 de taza de queso de cabra desmenuzado
  • Pimienta fresca molida

Para el relleno

  • ½ taza de calabacita rebanada
  • ½ taza de champiñones blancos rebanados
  • 1 taza de espinaca o ½ de trocitos de cebolla y pimientos
  • 1 cucharada de aceite de coco

Procedimiento:

  1. En una sartén, coloque aceite de coco. Añada las rebanadas de calabacita, champiñones y espinaca (o cebollas y pimientos). Cocine hasta que estén tiernos pero no dorados.
  2. En un tazón combine los huevos, agua, sal y la pimienta molida. Utilice una batidora, mezcle hasta que la espuma desaparezca. En una sartén de 8 o 10 pulgadas, caliente aceite de coco. Mueva la sartén para cubrir bien toda la superficie.
  3. Añada la mezcla de huevo a la sartén, cocine a fuego medio. A medida que se vayan cocinando los huevos, utilice una espátula para quitar los bordes del sartén y para voltearlos y se pueda cocer la parte de arriba.
  4. Cuando los huevos estén listos, coloque las rebanadas de calabacita y champiñones en el centro del omelet. Espolvoree el queso de cabra desmenuzado encima del relleno. Doble el omelet a la mitad. Páselo a un plato.

Esta receta es para una porción

(De Recetas Saludables Para Su Tipo Nutricional)

 

Consejos Para Cocinar un Omelet con Calabacita y Champiñones

Para esta receta saludable de omelet, necesita comenzar con huevos orgánicos y frescos de gallinas camperas. Asegúrese de que la cáscara no tenga grietas, ni agujeros, ya que esto podría significar que tiene gérmenes dentro. Existen muchas formas de probar la frescura, puede ponerlo en un tazón con agua. Si flota, entonces probablemente ya esté viejo.

Para la calabacita, elija los de piel oscura, ya que contienen más nutrientes. El tamaño no importa. Las calabacitas pequeñas o medianas, que tienen de seis a ocho pulgadas de largo y dos pulgadas de diámetro 1 tienden a tener mejor sabor que los de gran tamaño. Asegúrese de guardarlas en el refrigerador, envueltas en plástico. 2

Y en cuanto a los champiñones, elija los más firmes y gordos, de color crema y con tallos cortos y limpios. Las tapas alrededor de los tallos deben estar ligeramente abiertas o con branquias rosas o ligeramente dorada. Guarde sus champiñones en el refrigerador durante uno o dos días de su empaquetado original. 3 Aunque en esta receta se utilizan champiñones blancos, puede sustituirlos utilizando otro tipo de champiñones, como shiitake.

Es importante utilizar champiñones blancos y orgánicos y limpiarlos antes de cocinarlos. Puede limpiar la suciedad de los champiñones utilizando una toalla de papel húmeda o enjuagándolos levemente. Jamás los deje remojando, ya que los champiñones tienden a absorber grandes cantidades de líquido, lo que los hace más difícil de cocinar. 4

Antes de saltear sus vegetales o cocinar el omelet, asegúrese que la sartén esté lo suficientemente caliente, después rocíe el aceite de coco. Cuando la sartén comience a echar humo, entonces es el momento de poner los vegetales y los huevos. El aceite de coco es el único aceite que recomiendo para cocinar porque no se oxida a altas temperaturas y tiene un punto de humeo de 350° Fahrenheit. 5

Para nuestros vegetales principales, que son las calabacitas y los champiñones, lo mejor es cortarlos lo más finamente posible para que se cocinen más rápido, dependiendo de qué tan alto está el fuego. No los cocine excesivamente, ya que se pondrán muy suaves y esto hará que el omelet quede aguado. El tiempo ideal de cocción serían de cuatro a cinco minutos. 6

En cuanto a los huevos, sería buena idea romperlos en tazones por separado y combinarlos una vez que estén listos. De esta forma, puede deshacerse de los huevos que salgan malos y tomar uno nuevo antes de mezclarlo todo. Por otra parte, si quiere que su omelet quede esponjoso y dorado, el tiempo de cocción debería ser de aproximadamente 10 minutos para que no se quemen. 7

¿Por Qué el Omelet con Calabacita y Champiñones le es Beneficioso?

Por lo general, las recetas de omelets alrededor del mundo están llenas de carnes y vegetales. Para mi versión, hice uso de ingredientes que están disponibles todo el año y son inherentemente deliciosos por sí solos.

Huevos de Granja, Orgánicos

Las palabras de moda “orgánico” y “free-range” han circulado por la industria de salud natural desde hace algún tiempo, especialmente cuando se trata de productos lácteos y avícolas.

Para esta receta saludable de omelet, recomiendo el uso de huevos orgánicos de gallinas camperas. Estos huevos provienen de gallinas que tienen acceso al aire libre, en donde pueden consumir una alimentación natural a base de semillas, plantas y gusanos. Las gallinas criadas en granjas industriales que son confinadas en jaulas y alimentadas con harinas de maíz, soya, algodón y aditivos sintéticos no producen huevos nutritivos. Algunos de los beneficios que puede obtener de los huevos de granja incluyen:

  • Aminoácidos como triptófano y tirosina, que son importantes en la prevención de enfermedades cardiovasculares y cáncer
  • Mayores cantidades de ácidos grasos omega-3, beta-carotenos y vitaminas A y E

Calabacita

Este miembro de la familia de las cucurbitáceas es tan saludable como se ve. Me gusta utilizarlo mucho en mis recetas saludables porque es bajo en calorías y rico en fibra. Además de ser rico en antioxidantes, vitaminas complejo-B y ácido fólico, la calabacita también contiene niveles elevados de minerales como:

  • Potasio
  • Hierro
  • Manganeso
  • Fósforo
  • Magnesio
  • Zinc

Champiñones

El hecho de que el reino de los hongos es muy vasto es algo bien sabido, dado a los diferentes tamaños, colores, formas y texturas que tiene cada uno. A pesar de estas diferencias, muchas variedades pueden proporcionar una gran variedad de beneficios de salud. Los champiñones son conocidos por tener niveles bajos de sodio y calorías, mientras que proporcionan fibra y antioxidantes. También son fuentes ricas de las siguientes vitaminas y minerales:

  • Vitaminas B como la riboflavina, niacina y ácido pantoténico
  • Selenio
  • Cobre
  • Potasio

Aceite de Coco

Muchas de las personas que viven en los estados unidos generalmente cocinan sus alimentos con grandes cantidades de aceite vegetal que no sólo se oxida cuando se calienta, sino que también contiene grasas omega-6 poco saludables. Aquí es donde entra en juego el aceite de coco.

Lo que diferencia al aceite de coco de los demás es su composición, particularmente con los ácidos grasos. El sesenta y cinco por ciento de las grasas contenidas en el aceite de coco vienen en forma de ácidos grasos de cadena media (AGCM), en comparación con otros tipos de aceite que tienen ácidos grasos de cadena larga. 8 Los AGCM son más fáciles de digerir y pueden atravesar las membranas celulares. Esto significa que la grasa que normalmente obtiene de los alimentos cocinados en aceite no termina como basura en las células de su cuerpo y reducen su energía en el proceso. En lugar de eso, hace todo lo contrario y le brinda al cuerpo los beneficios y al mismo tiempo aumenta su energía. El aceite de coco también ayuda a su cuerpo a funcionar apropiadamente al reforzar su sistema inmunológico, metabolismo y función de la glándula tiroidea. También le brinda:

  • Mejor salud cardíaca
  • Pérdida de peso cuando es necesario
  • Fuente inmediata de energía
  • Piel joven y saludable
 
Fuentes y Referencias

 

Etiquetas: Frutas y Vegetales, Lácteos

¿Se Ha Quedado con Hambre? Pruebe Estas Otras Recetas…

Ir a recetas.mercola.com para más recetas

Aviso Legal: El contenido completo de este sitio de internet está basado en las opiniones del Dr. Mercola, a menos que se indique lo contrario. Los artículos individuales se basan en las opiniones de sus respectivos autores, quienes tienen el derecho del autor como se indica. La información en este sitio de internet no tiene como objetivo reemplazar la relación uno a uno con un profesional del cuidado de la salud calificado y no es una opinión médica. Su objetivo es compartir conocimiento e información proveniente de la investigación y experiencia del Dr. Mercola y su comunidad. El Dr. Mercola le invita a tomar sus propias decisiones para el cuidado de salud basadas en su propia investigación y en compañía de un profesional del cuidado de la salud calificado. Si está embarazada, amamantando, tomando medicamentos, o tiene una condición médica, consulte a su médico antes de usar productos a basados en este contenido.

Tome Control de Su Cocina